VIAJAMOR POR LAS JAULAS

Desde que nació Viajamor, cuando recibo una invitación para llevar mi cuento, voy. Normalmente no tengo mucho que valorar, ni siquiera creo que dependa de la gente que me llama, para mí es Dios diciéndome por dónde.

Hace poco me animaron ir a un instituto público de Las Palmas de Gran Canaria. No querían una charla habitual, que presentara mi libro, me invitaban a hablar a los alumnos de bachillerato, de 17 y 18 años, de sexualidad. Me pidió mi amiga Mapi, la intrépida coordinadora de estudios, que desarrollara con ellos mi cuento más polémico “Follar con muchos”. Ese texto ha sido denunciado siempre, eliminado, criticado, a mí me han censurado… en fin.

Cuando me lo dijo me sorprendió demasiado y dije que sí pensando que no. Que Mapi estaba completamente loca y que no tenía necesidad de meterme en una jaula a alterar a unos alterados adolescentes. Yo era una persona llena de prejuicios acerca de esta gente, era un grupo que no despertaba mi interés, que me parecía descontrolado y para el que no había escrito nunca.

Pero fui. Fui pensando que no aguantarían ni la primera frase para empezar a gritarme chorradas.

Y así apareció Viajamor esa mañana en las jaulas, llena de escepticismo y con diez libros bajo el brazo. Me esperaban ochenta adolescentes divididos en dos grupos y obligados a escucharme durante cuarenta y cinco minutos hablar de poyas, trios y cuartos oscuros.

Invitar a Viajamor a un instituto es sentar al enemigo en casa. No me gustan los colegios, el sistema educativo, los uniformes, la geografía, el verbo to be, que les obliguen a hacer deberes, las calificaciones, los exámenes, que les tengan encerrados en jaulas; Lo primero que hice cuando les tuve delante fue disculparme por el hecho de que no podían irse, les di permiso para cuestionarme en todo y les animé a mandarme incluso a la mierda. Me presenté y empecé a leer.

Podría haberme ido después de ese cuento. “Follar con muchos” ya contiene suficiente información, ya hace en la cabeza lo que pretendo que pase en las cabezas. Pero me quedé y empecé a hablar ante unos interesadísimos adolescentes de lo que para mí tiene que ver con la culpa en el sexo, de monogamia, de poliamor, de la búsqueda del placer, de homosexualidad, de bisexualidad… de normalizar comportamientos sexuales fuera de la norma. Ellos me escuchaban con muchísimo respeto, abrían interesantísimos debates, me preguntaban sin parar, me contaban sus cosas… Lo emocionante fue ver prenderse la hoguera, responder sus preguntas, poderles hablar a la misma altura, recordarles que no hay que encajar en nada, que lo que nos han contado es mentira, que nos podemos inventar el cuento, que el placer no es malo, que no pasa nada.

He presentado este libro durante casi un año en lugares muy diferentes, he ido al desierto del Sáhara con él y le he leído “A qué huele el coño” a hombres saharauis, lo he compartido en el cráter de un volcán en Lanzarote, en una peluquería en Madrid, en un gallinero en Valencia, en cafeterías, en bares, en la calle, en espacios de maternidad… Nunca, en ninguna de esas ocasiones, volví tan enchufada a mi propio cuento ni tan grande de repente ni tan llena de alegría. Volví enamorada, de ellos y de un propósito que me estallaba en la cara: VIAJAMOR POR LAS JAULAS.

“Esto no se lo tienes que contar a los adultos, esto nos lo tienes que contar a nosotros.” “¿Cómo no te voy a dar un abrazo, si eres la persona que me ha abierto los ojos?” “¿Puedes venir otro día, una tarde y estar con nosotros dos horas o seis?” “Seño, por favor, nos podemos quedar al fondo mientras habla a los de primero para poder escucharla más rato?”¿Viste cuántos levantaron la mano para comprarte el libro? Ninguno lee.”

Una planta un día una semilla, ¿no? Cualquier día que soplaba tranquila a la boca de un dragón y se queda dormida… Y no aparece ninguna puerta, porque de pronto sueña y no hay ni puertas.

El libro tiene su propia historia. Esta es una.

Adolescentes del mundo, que voy.

image

image

image

2 comentarios en “VIAJAMOR POR LAS JAULAS

  1. Gracias y enhorabuena. Gracias por haberles dado una oportunidad a esos seres fascinantes que son (que aún somos en lo profundo) los adolescentes, a pesar de las jaulas y grilletes que desde el sistema se les imponen. Enhorabuena a tu amiga Mapi por su valentía y entrega a sus alumnos, y a ti por ser tan de verdad. ¡Menudo mapa del tesoro tienes ahora entre manos! ¡Feliz aventura!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s